24 Oct. 2019 | 01:33
24 Oct. 2019 | 01:33
Crisis económica

Es un hecho el adiós a otra fábrica del Gran Buenos Aires

  •   |  
  • La planta de baterías Arcynur S. A. está ubicada en Burzaco. Quedaron en la calle 35 trabajadores, quienes reclaman cobrar las indemnizaciones y por estas horas acampan en la vereda.

    Uno de los artículos que comercializaba.
    Uno de los artículos que comercializaba.

    ALMIRANTE BROWN-BUENOS AIRES (ANDigital) La fábrica de baterías Arcynur S. A. (ex Ran Bat) que operaba en la ciudad bonaerense de Burzaco cerró definitivamente sus puertas y despidió a sus 35 trabajadores, que ahora reclaman cobrar las indemnizaciones.

    Los operarios de la planta veían venir un desenlace complejo porque las ventas de la marca se habían desplomado en los últimos dos años, pero se enteraron del cierre cuando llegaron a cumplir sus funciones y la planta estaba con las persianas bajas.

    En declaraciones televisivas citadas por NA, los trabajadores dijeron que si bien las ventas habían caído aún la fábrica se encontraba operativa porque tenía clientes que sostenían su demanda, por lo que consideraron apresurado bajar las persianas.

    Lo que en el último mes llamó la atención de los trabajadores fue que la administración de la compañía había dejado de comprar insumos básicos como plomo, ácido u oxígeno para la construcción de las baterías.

    Esta fábrica llevaba el nombre de Ran Bat pero poco tiempo atrás fue rebautizada como Arcynur; su planta está ubicada en el parque industrial de la ciudad de Burzaco, en el partido de Almirante Brown, donde opera 273 compañías.

    Arcynur llegó a tener 60 trabajadores y alcanzó una producción de casi 700 baterías por día, pero en los últimos dos años su frente financiero se vio complicado por un desplome de la demanda, en el marco de la crisis económica.

    Poco después de llegar a la planta el lunes, los 35 empleados fueron informados de que estaban despedidos y ahora reclaman una reunión con los dueños de la firma, identificados como Alejandro y Rubén Navarro.

    Por estas horas, se turnan para un acampe de protesta en el frente de la planta productiva, acompañados por familiares y allegados.

    Según señalaron los trabajadores despedidos, la firma les adeuda una quincena de salario, el medio aguinaldo de julio y el retroactivo del aumento paritario de abril en adelante, además ahora de las indeminizaciones. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales