15 Aug. 2020 | 11:22
15 Aug. 2020 | 11:22
Opinión - La hora política

Las mujeres marchan a su encuentro

  •   |  
  • Miles van a Mar del Plata el 10, 11 y 12 de octubre al 30º Encuentro Nacional de Mujeres. Denuncian sus sufrimientos en la Argentina real, hablan de sus luchas y sus conquistas, desenmascarando el relato kirchnerista que pretende copar este espacio que no tiene dueño. La semana política por Ricardo Fierro.

    Hacia el 30 Encuentro Nacional de Mujeres

    Decenas de miles de mujeres comienzan a marchar hacia Mar del Plata, a su 30 Encuentro Nacional. Es único en el mundo. A lo largo de 30 años ha sido el caldero de sus sufrimientos, sus debates, sus luchas, sus conquistas. Abonó el camino del gran crecimiento de los movimientos de mujeres, y la gigantesca movilización del 3 de junio, donde tomaron las calles imponiendo en sus reclamos en la agenda política. Muchos han querido copar los encuentros, o liquidarlos, y no han podido; lo intentará nuevamente el gobierno K. La lucha contra la doble opresión de las mujeres ha ganado su lugar. Cada Encuentro es un estímulo para nuevos objetivos, para ir por más, y su voluntad y conciencia estimula a todos los afluentes de la lucha popular.

    Las mujeres llegan a este Encuentro con la histórica recuperación de la comisión interna de Kraft-Mendelez, con una extraordinaria historia de lucha. Contra esa recuperación de su dirección, con una comisión interna unitaria y la perspectiva de un cuerpo de delegados, se desató una campaña sucia de desprestigio por parte de la comisión interna saliente y el PTS. Quienes fueron funcionales a la patronal cuando dirigieron la fábrica, siguen en la misma, calumnian y tratan de debilitar a la dirección electa que trabaja para unir a todas las obreras y los obreros de Kraft.

    También, en el triunfo de la ocupación de tierras de Abasto, en La Plata, las mujeres han jugado un gran papel en esa lucha por tierra y techo, que tonifica a las de cientos de asentamientos urbanos y rurales, en un drama que castiga a 4 millones de familias argentinas.

    Los sufrimientos, y el crecimiento del reguero de luchas de las mujeres en todo el país, estarán presentes en el 30 Encuentro.

    De ausencias y promesas

    Todos los candidatos presidenciales que participaron en el debate del domingo pasado (4/10) tuvieron que hablar de los sufrimientos de las mujeres, y todos se ocuparon de dar sus “promesas electorales”.

    Scioli no fue. No se atreve a hablar por temor a decir algo que le caiga mal a Cristina, y al rato la presidenta le mande al narco Aníbal Fernández a contestarle. Había arreglado con el gobernador salteño, Urtubey, que fuera a una reunión con los empresarios yanquis reunidos en el Consejo de las Américas, y que les trasmitiera su mensaje de que va a arreglar con los fondos buitres y dar todos los pasos para que cada año de su mandato lluevan 30.000 millones de dólares de “inversiones” imperialistas. Cristina y Aníbal le contestaron que esa no es la política “ni de este gobierno ni del futuro gobierno”. Scioli mudo, no dijo nada. Parece De la Rúa.

    En lo que se presentaba como “el debate del siglo” no hubo discusión sobre los grandes temas. Cada uno formuló sus “promesas”. Lo que no dijeron es cómo y con qué plata las van a cumplir. Algunas de las palabras que ninguno dijo: dependencia, imperialismo, Estado, latifundio, campesinos, originarios, reforma agraria, reforma urbana, Malvinas, base militar china. ¿Cómo van a cambiar las condiciones de vida y de producción de los trabajadores, los campesinos y el pueblo sin remover esas cuestiones que nos atan al hambre, la desocupación, la pobreza, la inseguridad, el narcotráfico y la trata, la corrupción, etc.?

    Las promesas de campaña electoral de estos candidatos ya se sabe dónde terminan…

    Un sistema podrido no se emparcha

    Hubo algunas menciones al fraude en “el debate”, pero nadie habló de la rebelión del pueblo tucumano, que desnudó la podredumbre del sistema político, la misma que se dio en las PASO y el Chaco. Quedó en claro que el sistema de proscripción y fraude es impulsado desde el Estado, con la distribución de alimentos y otros productos, la participación activa del Estado, la fabricación de documentos falsos, el ingreso sin control de extranjeros a votar, la quema, el robo, el embarazo y el cambio de urnas, etc. Solo dos jueces en Tucumán vieron esto, los demás miraron para otro lado.

    No es con parches como se cambia este sistema podrido. Atrás de cada gobernador ahora llamado “feudal”, hay un aparato provincial y un gobierno nacional que es su socio. Es el Estado oligárquico-imperialista que actúa como columna vertebral para sostener la dependencia y el latifundio terrateniente a como dé lugar, es decir, con proscripción y fraude.

    Nadie cuestionó, en “el debate del siglo”, que las PASO son una intervención directa, reaccionaria y antidemocrática, del Estado en los partidos políticos, y que la legislación de partidos y electoral, viola y burla los derechos democráticos del pueblo como los sistemas de lemas y listas colgadas.

    Los elegidos del sistema

    ¿Puede ser presidente Scioli?, un felpudo que no se atreve a presentarse a un debate por pánico a que lo castiguen por moverse un milímetro del “modelo K” y su doble discurso. Con este sistema podrido, sí puede ser presidente. Todos los resortes del poder controlado por el kirchnerismo y sus aliados están trabajando para eso.

    ¿Puede ser presidente Macri?, el hombre que no habla de qué hizo durante la dictadura, y cuyos socios y familia han hecho gigantescos negocios en su gestión en la Capital Federal. Con este sistema podrido sí puede serlo, y otra parte del bloque dominante está trabajando para eso.

    ¿Puede ser presidente Massa?, el hombre que proponen “terminar con los piquetes”, y meter a las fuerzas armadas en los barrios “para combatir a la droga”, cuando cualquier “estratega” sabe que con esa decisión las Fuerzas Armadas pasan a ser instrumento del narcotráfico, por su enorme poder de corrupción, y mete a las Fuerzas Armadas en la represión al pueblo. Con este sistema podrido, sí, puede serlo, y también hay sectores del bloque dominante que trabajan para eso.

    El gobierno K deja una pesada herencia: recesión de la industria, crisis de las economías regionales, vaciamiento de la ANSES y del Banco Central, que esta semana afronta el pago de deuda por 5.900 millones de dólares, etc. Eso hace que los candidatos del sistema no tengan margen de maniobra: vienen a ajustar.

    Encabezar las luchas y fortalecer el FP

    El Frente Popular ha sido la única fuerza que denunció que las causas de fondo de los sufrimientos del pueblo son la dependencia, el latifundio terrateniente y el Estado podrido, oligárquico-imperialista. Alertó sobre la trampa de las PASO y el fraude. Y propuso ganar una década construyendo, con la lucha social y la lucha política, un gran movimiento popular y nacional para que los trabajadores y el pueblo conquisten el gobierno. Por eso fue proscripto y le robaron con fraude muchos de sus votos.

    Lo que no pudieron impedir, es que el Frente Popular naciera, y fuera conocido por sus propuestas y candidatos por millones de personas. Trabajaron para romperlo y cortarle sus vínculos con los movimientos sociales, y fracasaron; siguen trabajando y van a volver a fracasar. El Frente Popular sigue presente en las luchas de los trabajadores, los campesinos, los originarios, los jóvenes, las mujeres y los demás sectores populares. Y sigue presente en cada elección en la que pudo romper la trampa proscriptiva y fraudulenta de las PASO.

    Avanza el PTP: acaban de reconocerle más de 4.000 afiliados necesarios para su reconocimiento en la Capital Federal. Es un triunfo de compañeros y una derrota política de los enemigos del pueblo; y es un ejemplo para las provincias que trabajan para conquistar la personería.

    Se fortalece el PCR ahí donde encabeza las luchas, trabaja por el paro nacional activo de 36 horas y multisectorial, y se hace fuerte en su despliegue en la lucha política.

    El mundo se ve estremecido por las guerras. Rusia bombardeó en Siria a los enemigos de su socio Al Assad. Los otros imperialismos, Estados Unidos, Inglaterra, Francia y otros, también bombardean, entrenan, arman y financian a grupos rivales. Ya superan los 250.000 muertos, con 11 millones de desplazados (tiene 22 millones de habitantes). Sigue el frenazo de la economía china y la crisis en Brasil y otros países.

    En el mundo los imperialismos se enfrentan usando a los pueblos como carne de cañón, y descargan las lacras de sus economías sobre nuestros países. En la Argentina se agrava la pesada herencia que va a dejar el gobierno K, y los candidatos del sistema preparan nuevos planes de ajustes. Crece la inestabilidad, la situación es compleja, pero sigue siendo favorable para avanzar y prepararse para escenarios y tormentas.–

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales