20 Oct. 2018 | 09:36
20 Oct. 2018 | 09:36
Opinión / La Hora Política

Hambre, sudor y sangre

  •   |  
  • No al pacto de Macri con el FMI. No al Presupuesto que legaliza ese pacto. Repudio a los jerarcas imperialistas del G20. La semana política por Ricardo Fierro.

    Protesta contra la reforma laboral.
    Protesta contra la reforma laboral.

    Macri es hambre, sudor y sangre

    Millones de argentinos no pueden esperar y ya saben que la situación va a empeorar: no creen en las mentiras de Macri.

    La situación es dramática para millones de argentinos. Cada semana son más los que apenas comen una vez por día. La comida no alcanza en los merenderos y comedores de las organizaciones sociales en los que se suman más niños y sus familiares. Cada día que pasa hay más despidos, suspensiones y cierre de fábricas. Crece la ola de desocupados y hambreados. El gobierno sigue desmantelando hospitales, escuelas y demás reparticiones públicas.

    La canasta de ingresos mínimos era de $33.131 al 31 agosto, para una familia con dos hijos. Un trabajador con un sueldo de $18.584 en octubre, perdió en la carrera contra la inflación el 18,8%. En los 34 meses de Macri, lo que fue perdiendo ese salario mes a mes suma $82.379, o sea le robaron cuatro salarios y medio. (Datos de la Junta Interna del Indec).

    Millones de argentinos no pueden esperar y ya saben que la situación va a empeorar: no creen en las mentiras de Macri. En una parte del pueblo crece el odio contra el gobierno.

    El tarifazo del 35% al gas, recortando las tarifas sociales y regalándole a las empresas 24 cuotas extras, muestra la calaña reaccionaria del macrismo. Les reconoce un precio del gas de 7,5 dólares a las empresas energéticas en los que Macri, sus socios y los monopolios imperialistas ganan fortunas, porque el precio de costo es menos de la mitad.

    Además, los funcionarios del gobierno y sus socios fugaron del país, desde que llegaron hasta ahora, 48.000 millones de dólares. Y van a pagar deudas usurarias por 8.100 millones de dólares.

    ¡Basta de pagar, pagar y pagar deuda!

    No al pacto de Macri con el FMI. No al Presupuesto que legaliza ese pacto. Repudio a los jerarcas imperialistas del G20.

    La política de Macri hundió al país en la crisis social, financiera y económica que castiga al pueblo. Redobló la apuesta con los acuerdos con el FMI, que lo comprometen a pagar la deuda impagable a costa del hambre, el sudor y la sangre del pueblo argentino. El proyecto de ley de Presupuesto es para legalizar esa política reaccionaria. Lo apoyan, para esos objetivos, Trump y los jerarcas imperialistas que vendrán a la Argentina a la reunión del “G20”.

    El ajuste y la entrega acordados por Macri con el FMI, para pagar la deuda a los usureros imperialistas, hace que “cuanto más haga para tranquilizar a los inversionistas, menos será la probabilidad de que retenga el poder, y los inversionistas estarán más nerviosos por las perspectivas a largo plazo” (dicen los usureros yanquis). Y otros se alarman: “No es seguro que Macri se mantenga hasta las próximas elecciones (…) este es el factor de riesgo más importante en Argentina” (Perfil, 5/10).

    Macri lanzó su candidatura adelantando el escenario electoral; apostando a polarizar: Macri o Cristina y dividir a los unidos en la lucha.

    Todos juegan en la disputa imperialista por la Argentina. Así como los “Cuadernos” muestran la corrupción del grupo Kirchner, también salta la del grupo Macri. Se destapó la coima de cinco millones de dólares pagada por Iecsa (presidida por Calcaterra, primo de Macri), Odebrecht y Ghella (de la FIAT), en el soterramiento del Ferrocarril Sarmiento. Y Macri hizo echar a tres funcionarios de la AFIP que destaparon la coima.

    La ministra Bullrich reconoció el crecimiento del narcotráfico, y le echó la culpa a las organizaciones sociales. No tiene vergüenza, es el resultado de la subordinación del gobierno a la DEA yanqui, que disputa el fabuloso negocio de abastecimiento y lavado de las ganancias.

    El Encuentro Nacional de Mujeres es de todas

    Miles de mujeres marchan a Trelew. Enfrentan el agravamiento de sus sufrimientos por la política macrista y defienden su Encuentro.

    La prolongada y dura lucha de los trabajadores del Astillero Río Santiago sigue defendiendo su fuente de trabajo y la industria naval nacional.

    Luchan los azucareros del Ingenio San Isidro contra una patronal vaciadora que tiene el apoyo policial de Urtubey. Camioneros, bancarios y aceiteros rompen el tope salarial del gobierno.

    La masiva Marcha Federal de trabajadores de la salud mostró el rechazo a la política macrista de liquidación de la salud pública. Sigue la lucha contra los despidos de los trabajadores de Atucha, Fabricaciones Militares, Agricultura Familiar, Télam y numerosas reparticiones estatales. Pelean los docentes de Moreno y de Buenos Aires. La semana pasada, la CTA-A montó frente al Congreso una carpa contra el presupuesto.

    Acampan en Buenos Aires los tareferos de Misiones. Sigue la lucha por la tierra en Miraflores, Chaco, y por verdad y justicia para Silverio Enríquez. La CCC conquistó la absolución de compañeros de Chubut y Río Negro.

    Con un enorme esfuerzo, decenas de miles de mujeres marchan a Trelew, Chubut, a su 33º Encuentro Nacional. También ha sido un gran esfuerzo el de la Comisión Organizadora. Los preencuentros realizados en muchos lugares del país mostraron una gran unidad contra el agravamiento de los sufrimientos de las mujeres por la política macrista, y la gran voluntad para organizarse y luchar contra su doble y triple opresión. El macrismo, y otros sectores, trabajan para romper esa unidad y acabar con los Encuentros. Todos los que lo intentaron, se han roto los dientes. Las encuentreras se unen para defenderlo, porque el Encuentro es de todas.

    Vamos por otra política y otro gobierno

    En las calles hay una amplísima confluencia de fuerzas sociales y políticas contra el pacto de Macri con el FMI, que condiciona el escenario político.

    Está brotando el odio contra el gobierno en sectores populares. Se extiende la bronca. Se discute cómo salir del infierno macrista.

    En las calles hay una amplísima confluencia de fuerzas sociales y políticas contra el pacto de Macri con el FMI, que condiciona el escenario político. Se dan pasos en la unidad y en la coordinación de esas fuerzas. Y se intensifican las internas dentro del gobierno y de Cambiemos, como el pedido de Carrió de renuncia de Garavano.

    El país está recorrido por las luchas del movimiento obrero, los campesinos, los originarios, las mujeres, los jóvenes, las Pymes, las economías regionales, las organizaciones de derechos humanos y las de defensa de la soberanía nacional.

    Innumerables movilizaciones, huelgas y puebladas marcan el camino de una salida a favor del pueblo: encabezar esas luchas, profundizarlas y avanzar en su coordinación, para torcerle el brazo a la política macrista.

    Es el camino para acumular fuerzas para conquistar otra política y otro gobierno: popular, nacional y democrático.

    Defendemos a los Cayetanos frente a los intentos macristas para dividirlos y liquidarlos.

    Vamos por las personerías del PTP en todo el país, para que lo conozcan millones y se sumen miles de luchadores que buscan una salida a favor del pueblo.

    Defendemos y trabajamos para ampliar al frente político En marcha.

    Para esos objetivos, trabajamos para que crezca y se fortalezca el PCR, jerarquizando su papel como herramienta decisiva en las tormentas sociales y políticas que se avecinan.-

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales