22 Oct. 2019 | 17:07
22 Oct. 2019 | 17:07
Opinión / La Hora Política

Más votos y luchas para terminar con este infierno

  •   |  
  • Frente al hambre, la desocupación y la pobreza que crecen, la movilización popular arrancó la aprobación de la Ley de Emergencia Alimentaria. Seguimos la pelea en las calles y redoblamos la campaña electoral con el Frente de Todos para derrotar a este gobierno en octubre. La semana política por Ricardo Fierro.

    Juan Carlos Alderete, titular del Partido del Trabajo y del Pueblo aliado al Frente de Todos.
    Juan Carlos Alderete, titular del Partido del Trabajo y del Pueblo aliado al Frente de Todos.

    Crecen el hambre, la desocupación y las luchas

    Aumenta la rebeldía contra el infierno macrista.

    La desocupación crece y cada semana empuja al hambre a miles de familias. En el segundo trimestre del año subió al 10,6% de los trabajadores: 2.100.000. El dato es del Indec oficial, que no cuenta a los que ya no buscan trabajo. Las regiones más castigadas son Mar del Plata, Córdoba, el Gran Buenos Aires, Santa Rosa, Tucumán, Rosario, La Plata, Concordia y San Nicolás-Villa Constitución.

    Hubo una cosecha récord: 46% más que el año pasado, también creció la ganadería y la pesca. Producimos más alimentos. La industria cayó 6,7%, y la construcción también siguió en baja un 5,6%. Hay más alimentos con más hambre y desocupación.

    La lucha encabezada por la CCC, la CTEP y el Movimiento Evita, y Somos Barrios de Pie, le abrió la mano al macrismo con el triunfo de la Ley de Emergencia Alimentaria. El troskismo y otras fuerzas atacaron esa lucha de la mano de Clarín y ahora pretenden mostrarse “combativos”.

    Los mayores del MIJP se movilizaron en su día reclamando aumento de sus jubilaciones y el derecho a sus remedios gratis. Paran los docentes universitarios de la Conadu H y los estatales de varios lugares.

    Estallan puebladas en varias localidades por los brutales femicidios, contra los despidos y cierres de fábricas, por tarifas impagables, etc.

    Sigue la lucha de Chubut. Una enorme marcha del silencio repudió la muerte de María Cristina Aguilar y Jorgelina Ruiz Díaz, la acompañó un paro nacional de Ctera. Se sumaron los trabajadores de la salud. Macri le niega los fondos a la provincia y el gobernador Arcioni paga la deuda con los usureros a costa del salario de los trabajadores.

    Macri desgastado, intenta un repechaje

    Frente al infierno social, los malos datos de la economía y la política.

    Macri dijo que “la elección aún no sucedió”, negando la realidad política de la paliza que recibió el 11 de agosto. Intenta un repechaje lanzando una convocatoria por el “sí se puede”, con 30 actos que arrancan en la CABA, el 28/9.

    Macri intenta sacar del bajón a funcionarios macristas que ya dan por perdida la elección del 27/10. También intenta frenar la pérdida de poder de su gobierno, que lleva a que un día anuncie el “congelamiento” de precios de los combustibles, y frente a la presión de las petroleras y el aumento del precio del petróleo, anule ese “congelamiento”. Un día dice que no a la emergencia alimentaria y después sus legisladores tienen que votar la ley para no caer más en el repudio popular.

    El gobierno mandó al Congreso el presupuesto y un proyecto de ley para renegociar deudas por 32.000 millones de dólares: más hambre, más desocupación y más despidos. Hay 15 provincias con problemas de pago o reclamos de aumento de salarios. ATE va al paro en Buenos Aires. Hubo paro en Jujuy, Catamarca y varias localidades de Santa Cruz. Además, están endeudadas en dólares Santa Fe, Córdoba, La Rioja, Chubut, Entre Ríos, Neuquén, Buenos Aires, Salta, CABA y Río Negro.

    Macri va a Estados Unidos a verse con Trump y con Xi Jinping. Lleva a Lacunza a negociar con el FMI. La exdirectora del Fondo, Anne Krueger, amenazó: “Deben comprometerse a reformas serias o el médico puede decidir desconectarlo”.

    El 27 de octubre, aplastemos al macrismo

    Una masiva derrota que acabe con la soberbia del poder macrista.

    Frente a la sordera de Macri de que la paliza del 11 de agosto no existió, Alberto Fernández respondió: “Hagamos que suceda de nuevo y pongamos a la Argentina de pie”. A la soberbia del poder macrista tenemos que aplastarla el 27 de octubre con un castigo más duro que el 11 de agosto: un triunfo del Frente de Todos que aplaste al macrismo.

    Un triunfo con el pueblo en las calles. Un triunfo que recoja las emergencias y el reclamo de más unidad. Desplegando la campaña electoral en todo el país, en donde se siguen sumando nuevos sectores al Frente de Todos, como se da en el peronismo sindical y político, y también en sectores radicales que rompen con Cambiemos.

    Macri pretendió ocultar el castigo que recibió en las PASO mientras era derrotado, el domingo pasado, en la intendencia de Neuquén que el radicalismo gobernó por 20 años. No pocos intendentes de la UCR ya reparten su boleta corta o le agregan la de los candidatos a gobernador y presidente del Frente de Todos. El próximo domingo, en las elecciones de Mendoza, peleamos voto por voto.

    En la campaña electoral ponemos el centro en la política macrista, denunciando los proyectos de presupuesto y el pago de la deuda pública: primero la deuda interna: el hambre, el trabajo, la pobreza y la producción nacional. Una campaña que a la humillación nacional de Macri con los jerarcas imperialistas, le oponga la unidad de las naciones y pueblos de Latinoamérica, como se vio en el viaje de Alberto Fernández a Bolivia y Perú, en reuniones con los presidentes Evo Morales y Martín Vizcarra.

    Comisiones de apoyo al Frente de Todos

    Construyamos las raíces populares del frente para garantizar el triunfo.

    El PCR y la JCR, el PTP, la CCC y demás organizaciones en las que participamos, junto a los Cayetanos, encabezan las luchas y se ponen al hombro, con fuerza, la campaña del Frente de Todos en todo el país. Así se vio en el masivo acto en Rosario.

    Es un gran esfuerzo de miles y miles de compañeras/os y amigas/os que han tomado en sus manos la protesta en las calles y la lucha política en la campaña electoral. Con el orgullo por sus candidatos, como los propuestos a diputados nacionales Juan Carlos Alderete y Verónica Caliva. Y construyendo las raíces populares del frente en fábricas, barrios, aulas, zonas agrarias, etc., con las comisiones de apoyo al Frente de Todos.

    Trabajamos con el masivo viento obrero, campesino, de las mujeres, los jóvenes, y demás sectores populares, que quiere acabar con el infierno macrista. Y no bajamos la guardia.

    El macrismo, con su política, ha llevado a la Argentina a una situación con bombas de tiempo, sociales, económicas, financieras y provocaciones de servicios, para que estallen antes, durante o después de las elecciones. Trabaja para embarrar la cancha.

    Con la lucha en las calles y en las urnas, construimos la derrota de Macri: Y nos preparamos para dar respuestas a las provocaciones macristas, acumulando fuerzas, fortaleciendo al PCR con la afiliación, el funcionamiento colectivo y los círculos de lectura, para abrir un camino que acabe con la dependencia, el latifundio oligárquico y el Estado podrido que los sostiene. Vamos por la patria nueva.-

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales