13 Dec. 2019 | 13:14
13 Dec. 2019 | 13:14
Grave

Cada vez más familias piden alimentos en el conurbano

  •   |  
  • Un informe de la Defensoría del Pueblo bonaerense puso al descubierto la dramática situación que atraviesan los sectores vulnerables: comedores con más concurrentes, cambios nocivos en la dieta de niños y adultos, deterioro en la salud y deserción escolar.

    Por la crisis, personas de todas las edades asisten a los comedores y merenderos barriales.
    Por la crisis, personas de todas las edades asisten a los comedores y merenderos barriales.

    LA PLATA-BUENOS AIRES (ANDigital) Un relevamiento realizado por la Defensoría del Pueblo bonaerense puso en evidencia la compleja situación alimentaria que atraviesan las familias del conurbano, especialmente las que concurren a las áreas sociales, comedores y merenderos.

    El estudio de carácter cualitativo se llevó a cabo a través de entrevistas concretadas en Almirante Brown, General San Martín, Moreno, Hurlingham, Lomas de Zamora y Florencio Varela,

    En esa línea, el abordaje sobre el impacto de la crisis en los sectores más vulnerables arrojó conclusiones alarmantes.

    Familias que nunca habían pedido comida, hoy lo hacen. Asimismo, los merenderos y comedores, donde concurrían jóvenes de hasta 16 o 17 años, en la actualidad reciben a adultos mayores y padres de familia. En determinados casos, allí reciben la única alimentación del día.

    Otro triste ítem es el que atañe a los problemas alimenticios, que se agravan en niños, ya que los centros salud comenzaron a registrar mentores con bajo peso, y se incrementó el ausentismo escolar, a raíz de que los padres no envían a sus hijos al colegio, por carecer de ropa.

    La crisis también desencadenó en un cambio de los hábitos en la alimentación. En los barrios cayó el consumo de carne y leche, mientras que aumentó la ingesta de harina, arroz y fideos.

    “La situación social resulta cada día más grave, lo que se evidencia en que cada vez más familias piden alimentos. La inflación golpea a la gente pero también afecta a quienes gestionan en el nivel local”, subrayó el defensor del Pueblo, Guido Lorenizo.

    Para recalcar, Lorenzino señaló que “cambió la agenda de las organizaciones, que de solicitar acompañamiento para fortalecer sus acciones culturales comunitarias pasaron a demandar alimentos para los vecinos y las vecinas de los barrios”, y sentenció: “Estamos ante un escenario en el que la calidad de vida de las familias está cada vez más afectada”. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales