17 Nov. 2017 | 23:37
17 Nov. 2017 | 23:37
Fuero Penal platense

Caso Andrés Núñez: Condenaron a reclusión perpetua a Luis Ponce

  •   |  
  • El exjefe de la Brigada de Investigaciones de La Plata fue encontrado culpable por haber torturado hasta la muerte al albañil. El hecho ocurrió en 1990. El fallo del Tribunal Oral y Criminal  2 fue unánime.

    Satisfacción de familiares y allegados de la víctima.
    Satisfacción de familiares y allegados de la víctima.

    LA PLATA-BUENOS AIRES (ANDigital) El exjefe de la Brigada de Investigaciones de La Plata, Luis Ponce, fue condenado este viernes por la tarde por el Tribunal Oral y Criminal 2 compuesto por Raúl Delbés, María Oyhamburu y Claudio Bernard tras un juicio oral a la pena de reclusión perpetua, acusado de haber torturado hasta la muerte al albañil Andrés Núñez en el año 1990. El fallo fue unánime.

    Para los magistrados, “Ponce es penalmente responsable de la privación ilegítima de la libertad y de torturas seguidas de muerte como coautor, ya que dio la orden del operativo de secuestro, y dirigió el interrogatorio y tortura con el fin de obtener una confesión y provocó la muerte”, según se explicó en el fallo al que accedió ANDigital.

    La fiscalía del juicio oral por el crimen de Núñez, torturado en 1990 en la Brigada de Investigaciones de La Plata y cuyo cadáver fue mutilado, calcinado y enterrado en un establecimiento rural, había pedido el miércoles pasado la pena de reclusión perpetua para el excomisario de la Policía bonaerense acusado.

    Cabe consignar que este fue el segundo juicio que se realizó por el caso, ya que en 2010 fueron condenados a prisión perpetua el exsargento Jorge Alfredo González por “privación ilegal de la libertad y torturas seguidas de muerte” y el excabo Víctor Dos Santos por el segundo de los delitos.

    En esta oportunidad, la fiscal Rosalía Sánchez de la UFIJ 11 de La Plata le pidió al Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 2 de La Plata que el excomisario Luis Ponce (65) sea condenado a la máxima pena por el delito de “tortura seguida de muerte, en concurso real agravado por haberse cometido por un integrante de las fuerzas de seguridad”.

    En tanto, el abogado Manuel Bouchoux, representante de la esposa de víctima, Mirna Gómez, también requirió la reclusión perpetua para el excomisario, mientras que los defensores Oscar Salas y Cristian Romano solicitaron la absolución de su cliente y apelarán la decisión de los magistrados.

    En su alegato ante los jueces Raúl Delbés, María Oyhamburu y Claudio Bernard, la fiscal Sánchez, afirmó que “los tormentos le ocasionaron la muerte a Nuñez y (su cuerpo) fue enterrado en un campo en General Belgrano junto a leños y gomas de auto que quemaron”.

    La representante del Ministerio Público dio por acreditado que el 28 de septiembre de 1990, Núñez (30), casado y con una hija, fue secuestrado en su casa de la localidad platense de Villa Elvira por un grupo de policías que lo redujeron y trasladaron a la Brigada ubicada en calle 61 entre 12 y 13.

    En ese lugar, el albañil fue sometido a golpes y torturas para que se declarara culpable del robo de una bicicleta, hecho que no había cometido.

    A raíz de las torturas, Núñez murió y su cuerpo fue posteriormente quemado en un campo de la ciudad de General Belgrano, donde lo encontraron e identificaron posteriormente los expertos del Equipo Argentino de Antropología Forense.

    La esposa del hombre asesinado expresó su conformidad con el pedido tanto de la fiscal como de su abogado y aseguró que la solicitud “de reclusión perpetua es para que no tenga beneficios”, algo que los jueces tuvieron en cuenta a la hora de escribir la sentencia unánime que se fundó en la existencia de un plan sistemático de desaparición forzada de personas seguida de muerte.

    “Estamos ante un plan sistemático de actuación con división de roles por parte de la patota de la Brigada de Investigaciones de La Plata, de la que Ponce era jefe”, se explicó en el fallo. (ANDigital)

    El exjefe de la Brigada de Investigaciones de La Plata, Luis Ponce, fue condenado este viernes por la tarde por el Tribunal Oral y Criminal 2 compuesto por Raúl Delbés, María Oyhamburu y Claudio Bernard tras un juicio oral a la pena de reclusión perpetua, acusado de haber torturado hasta la muerte al albañil Andrés Núñez en el año 1990. El fallo fue unánime. Para los magistrados, “Ponce es penalmente responsable de la privación ilegítima de la libertad y de torturas seguidas de muerte como coautor, ya que dio la orden del operativo de secuestro, y dirigió el interrogatorio y tortura con el fin de obtener una confesión y provocó la muerte”, según se explicó en el fallo al que accedió ANDigital. La fiscalía del juicio oral por el crimen de Núñez, torturado en 1990 en la Brigada de Investigaciones de La Plata y cuyo cadáver fue mutilado, calcinado y enterrado en un establecimiento rural, había pedido el miércoles pasado la pena de reclusión perpetua para el excomisario de la Policía bonaerense acusado. Cabe consignar que este fue el segundo juicio que se realizó por el caso, ya que en 2010 fueron condenados a prisión perpetua el exsargento Jorge Alfredo González por “privación ilegal de la libertad y torturas seguidas de muerte” y el ex cabo Víctor Dos Santos por el segundo de los delitos. En esta oportunidad, la fiscal Rosalía Sánchez de la UFIJ 11 de La Plata le pidió al Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 2 de La Plata que el excomisario Luis Ponce (65) sea condenado a la máxima pena por el delito de “tortura seguida de muerte, en concurso real agravado por haberse cometido por un integrante de las fuerzas de seguridad”. En tanto, el abogado Manuel Bouchoux, representante de la esposa de víctima, Mirna Gómez, también requirió la reclusión perpetua para el excomisario, mientras que los defensores Oscar Salas y Cristian Romano solicitaron la absolución de su cliente y apelarán la decisión de los Magistrados. En su alegato ante los jueces Raúl Delbés, María Oyhamburu y Claudio Bernard, la fiscal Sánchez, afirmó que “los tormentos le ocasionaron la muerte a Nuñez y (su cuerpo) fue enterrado en un campo en General Belgrano junto a leños y gomas de auto que quemaron”. La representante del Ministerio Público dio por acreditado que el 28 de septiembre de 1990, Núñez (30), casado y con una hija, fue secuestrado en su casa de la localidad platense de Villa Elvira por un grupo de policías que lo redujeron y trasladaron a la Brigada ubicada en calle 61 entre 12 y 13. En ese lugar, el albañil fue sometido a golpes y torturas para que se declarara culpable del robo de una bicicleta, hecho que no había cometido. A raíz de las torturas, Núñez murió y su cuerpo fue posteriormente quemado en un campo de la ciudad de General Belgrano, donde lo encontraron e identificaron posteriormente los expertos del Equipo Argentino de Antropología Forense. La esposa del hombre asesinado expresó su conformidad con el pedido tanto de la fiscal como de su abogado y aseguró que la solicitud “de reclusión perpetua es para que no tenga beneficios”, algo que los jueces tuvieron en cuenta a la hora de escribir la sentencia unánime que se fundó en la existencia de un plan sistemático de desaparición forzada de personas seguida de muerte. “Estamos ante un plan sistemático de actuación con división de roles por parte de la patota de la Brigada de Investigaciones de La Plata, de la que Ponce era jefe”, se explicó en el fallo. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales