12 Dec. 2018 | 02:03
12 Dec. 2018 | 02:03
La Plata

Muerte de Brenda Irusta: No encuentran rastros del acusado

  •   |  
  • En la segunda audiencia de debate, dos policías de Científica señalaron que no hallaron muestras de pólvora en las manos de David Ruiz (27) ni en la joven de 17 años cuyo cuerpo se encontró sin vida con una herida de bala a la altura de la sien izquierda. La defensa plantea que fue un suicidio o un accidente. La acusación sigue en pie aunque hasta el momento no hay pruebas firmes.

    El acusador es el fiscal Marcelo Romero.
    El acusador es el fiscal Marcelo Romero.

    LA PLATA-BUENOS AIRES (ANDigital) En la segunda audiencia de debate en el juicio que se le sigue a David Ruiz (27), acusado por la muerte de Brenda Irusta, hablaron ante las partes peritos de la Policía Científica y no hubo pruebas objetivas que comprometan al principal sospechoso.

    Entre las testimoniales aportadas este martes en la sala del Tribunal Oral y Criminal V se destacó el relato que hizo la licenciada Lidia Beatriz Di Marin, ingeniera química con funciones en Policía Científica y especialista en el área de microscopia electrónica de barrido.

    “Tanto en la víctima como en el imputado dio negativo el barrido de pólvora. No hubo residuos de disparos en las muestras obtenidas. Existen factores externos que pueden hacer que los residuos se limpien o dispersen”, puntualizó ante las preguntas de la fiscalía representada en el fiscal Marcelo Romero.

    Otro de los peritos que compareció fue Javier Omar Colombrier, técnico superior de Policía Científica.

    “Del piso levanté una mancha de sangre que estaba en una sábana y tras el dermotest que hice en la Comisaría Sexta de Tolosa ante un masculino (Ruiz), el resultado fue negativo”, informó.

    No obstante, otro perito, Guillermo Nicolás Galván, también se presentó este martes a declarar como agente de la Policía Científica. Durante la investigación hizo trabajos técnicos sobre el arma levantada en la habitación de Brenda y remarcó que “se trataba de una pistola calibre 22 LR con disparo semi automático”.

    “Se encontró en un estado regular-bueno con número de serie visible. Fue hallada sin almacén cargador. El estado de shock del personal policial que arribó al lugar hizo que toquen el arma”, matizó.

    Luego, contestando preguntas del instructor, sostuvo que “es posible que el arma se dispare sin la presencia de cargador ya que puede quedar un cartucho en la recámara. La vaina siempre se expulsa y la encontramos en la escena, coincidía con la bala”.

    Manifestó que tratándose de un calibre pequeño y de una pistola, existe la posibilidad de que no hayan quedado residuos de pólvora en las manos o ropas tanto de la víctima como del imputado.

    “Pudo haber un refregado o lavado de manos, la persona que disparó pudo haber estado en contacto con otro material para que se saque la impronta dejada”, pese a este agregado hasta el momento no surgió en el debate prueba de que Ruiz se haya lavado las manos tras la muerte de su novia.

    A pesar de este escenario la familia de la víctima manifestó que Ruiz manipuló la escena y que acomodó el escenario para que parezca un accidente o un suicidio. Según esa hipótesis acusadora se pudo haber valido de la colaboración de Evangelina Salazar (una tía política) y de su hijo Gonzalo Cabrera, ambos estuvieron en el lugar antes de la llegada de la Policía, pese a esta presunción hasta ahora no hay pruebas que los involucren con un armado y la acusación pierde peso.

    Un dato saliente que quedó probado en el juicio se dio este lunes cuando un inexperto policía declaró que al llegar al lugar junto a su compañero levantó la pistola manipulando el arma, dejándole de este modo sus huellas impregnadas, situación que pudo haber favorecido a Ruiz.

    El juicio continuará este miércoles desde las 10 horas en el tercer piso de la sala de audiencias del Tribunal Oral y Criminal V de La Plata en 8 entre 56 y 57 con la deposición de más testigos. Entre los días jueves o viernes se esperan los alegatos.

    El Tribunal está confirmado por las jueces Rosa Carmen Palacios Arias, María Martiarena (presidenta) y Ezequiel Medrano. En tanto el abogado defensor de Ruiz es Ricardo Fuentes y el acusador es Marcelo Romero, titular de la UFI 6 de La Plata quien además llevó a cabo la instrucción penal preparatoria. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales