13 Dec. 2019 | 00:01
13 Dec. 2019 | 00:01
La Plata

Preocupa en vecinos de Gorina creciente ola de inseguridad: Hablan de zona liberada

  •   |  
  • El lugar que denuncian está circunscripto desde las calles 132 a 134, y de 483 a 476. Escruches, entraderas e ingresos a casas habitadas forman parte del deleznable menú. Los detalles.

    Una postal del calvario nocturno.
    Una postal del calvario nocturno.

    LA PLATA-BUENOS AIRES (ANDigital) La inseguridad es una de las principales preocupaciones de los habitantes de la provincia de Buenos Aires, y en La Plata hay sectores donde el delito está creciendo a pasos agigantados, como sucede en Gorina, donde los vecinos denuncian una zona liberada en favor de los cacos.

    Aseguran que en los últimos meses piedrazos, tiros al aire y un merodeo constante por calles y terrenos linderos a las viviendas habitadas forman parte del panorama que día a día se vive en las madrugadas.

    Este viernes por la madrugada, sin ir más lejos, una cámara de seguridad captó el preciso instante en que dos delincuentes ingresaron a una vivienda –con un sector en construcción– ubicada en la calle 134, entre 478 y 479: allí operaron con relativa tranquilidad, observaron lo robable y decidieron qué se llevaban.

    Además, el fin de semana pasado un grupo ingresó al complejo de viviendas “Mirasoles”, ubicado en la calle 133, entre 482 y 483, y desvalijaron dos de las tres casas del mismo, con lo cual se evidencia que trabajan con absoluta tranquilidad.

    “Ya van varios episodios de inseguridad en estos meses, atardeceres invernales con visitas indeseadas, llegar a casa y ver cómo salen del patio; la verdad que estamos ante el peligro de cruzarnos con algún delincuente que está adentro de nuestras casas y no saber lo que pueda suceder”, relató un vecino consultado por ANDigital.

    Otro vecino contó que los cacos “pasan caminando por la calle y van chequeando alambres flojos o puertas abiertas; si encuentran alguna fácil, se meten”, y eso se ve claramente en la filmación de una cámara de seguridad de unos meses atrás.

    “En oportunidades hasta se los ha observado caminando tranquilamente con parte del botín en sus brazos”, relata el mismo vecino, con profunda indignación.

    En foros de seguridad vecinal se habla permanentemente de estos temas: “El mayor problema es el acostumbramiento, ya que no se trata de hechos aislados sino que ocurren todo el tiempo, y la mayoría de las veces no se denuncian”, aseveran.

    El problema debe ser resuelto, y el ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, y el intendente de La Plata, Julio Garro, deben poner manos a la obra y solucionarlo, con urgencia. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales