20 Jan. 2020 | 21:18
20 Jan. 2020 | 21:18
La Plata

Una pericia complicó aún más al sacerdote abusador Eduardo Lorenzo

  •   |  
  • Los informes elaborados por especialistas sostienen que posee una personalidad psicótica, con rasgos manipuladores y perversos. Pese a los graves cargos en su contra, continúa gozando de la libertad.

    El cura en cuestión, apañado por la Iglesia.
    El cura en cuestión, apañado por la Iglesia.

    LA PLATA-BUENOS AIRES (ANDigital) La Asesoría Pericial de La Plata giró en las últimas horas el informe hecho sobre el sacerdote Eduardo Lorenzo, acusado de abuso sexual contra al menos cinco personas, todas ellas de sexo masculino, que estuvieron a su guarda.

    La primera de las denuncias que obran en el expediente judicial a cargo de Ana Medina data del año 2008. Luego se sumaron testimonios bajo juramento que dan detalles de los ataques sexuales que Lorenzo habría cometido contra jóvenes a su cuidado en distintos periodos de tiempo y en variados lugares, aunque en algunos casos los sitios eran los mismos.

    Ahora se sumaron a la causa los estudios hechos por profesionales. Fuentes judiciales indicaron que los resultados no favorecen al acusado ya que lo definen con rasgos narcisistas, con una tendencia manipuladora y controladora, además se destacó bajo los lineamientos de la psicopatía y la perversidad.

    A pesar de esto, Lorenzo sigue en libertad pese a que los letrados que representan a las víctimas ya han solicitado su detención, agregando además que existen riesgos procesales como la fuga o el entorpecimiento.

    Los pedidos de detener a Lorenzo no fueron concedidos por la jueza de Garantías del caso, Marcela Garmendia, quien está a cargo del Juzgado penal 5 de la capital provincial. Ahora estos informes engrosan el expediente y la prueba de cargo contra el sacerdote.

    Cabe señalar que el Arzobispado de La Plata, a cargo de Víctor ‘Tucho’ Fernández sigue con interés el avance de la investigación de la fiscal Medina, de hecho remitió la investigación clerical (puertas adentro de la Iglesia) que se hizo contra el acusado a quien el mismo Fernández le recortó el ministerio prohibiéndole en forma expresa llevar a cabo actividades con menores de edad.

    Por último, los denunciantes no fueron invitados a dialogar con sectores del Arzobispado de La Plata que mantiene una posición neutral del asunto, algo que no cae nada bien entre los damnificados. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales