16 Jan. 2018 | 14:47
16 Jan. 2018 | 14:47
Martes sin actividad

Urribarri cargó contra los “dinosaurios” que quedan en el sindicalismo argentino

  •   |  
  • El gobernador de Entre Ríos y precandidato presidencial del FpV mencionó entre estos dirigentes al titular de la CGT Azopardo, Hugo Moyano; al dirigente de la Unión Ferroviaria Oeste, Rubén ‘Pollo’ Sobrero y al judicial, Julio Piumato. Además, habló de “un claro interés político” en la huelga de este martes, el cual es “desgastar a la Presidenta”, pero “no lo van a lograr”.

    Sergio Urribarri.
    Sergio Urribarri.

    ENTRE RÍOS (ANDigital) El gobernador de Entre Ríos y precandidato presidencial del FpV, Sergio Urribarri, aseguró que en el sindicalismo argentino “todavía quedan algunos dinosaurios” y repudió las “actitudes que parecen sacadas de un sarcófago”.

    En el marco de una jornada de paro, el mandatario consignó que estos dirigente gremiales “son apretadores, de otra época, del pasado. Mañana va a ser un día absolutamente normal y estos señores van a quedar en el olvido”.

    “Tuvieron unos minutos de gloria pero dan vergüenza algunos dirigentes sindicales que tenemos”, se quejó Urribarri en declaraciones a FM Blue y mencionó puntualmente al secretario general de la CGT Azopardo, Hugo Moyano; al dirigente de la Unión Ferroviaria Oeste, Rubén ‘Pollo’ Sobrero y al judicial, Julio Piumato.

    En tanto, opinó que la huelga de este martes tiene “un claro interés político que es el de horadar, debilitar, desgastar a la Presidenta, y no lo van a lograr”.

    “Parecen de otro país, de otra era” y los motiva “intentar algo que difícilmente logren que es debilitar a Cristina Fernández de Kirchner, que ha dado vuelta como una media este país, que ahora no sólo está consolidado y sólido económicamente sino que, también, va a seguir creciendo”, exclamó Urribarri.

    En tanto, consideró que “estos tipos paran el país y ponen en riesgo incluso algunas vidas por un impuesto a las ganancias que llega a una mínima parte de los trabajadores”.

    En ese contexto, cuestionó el hecho de que se discuta ese tributo “a los sueldos altos” luego de que el gobierno haya creado “7 u 8 millones de puestos de trabajo y recuperó los derechos de los trabajadores y las condiciones laborales”.

    Además, Urribarri criticó la metodología del corte de calles y rutas que se desarrolla en paralelo al paro nacional de transporte por entender que eso “impide a miles de argentinos que quieren ir a trabajar poder hacerlo”.

    “Son apretadores, de otra época, del pasado” y eso marca que “en el sindicalismo argentino todavía quedan algunos dinosaurios”, sentenció. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales