24 May. 2019 | 22:00
24 May. 2019 | 22:00
Elecciones 2019

Grabois desecha una tercera vía “subordinada a los intereses de Arcor y de Techint”

  •   |  
  • El líder de Patria Grande reivindicó el rol de su fuerza “a la izquierda del kirchnerismo”. Sostuvo que “será una etapa de alianza en las cosas que estamos de acuerdo y en la que tendremos que relegar algunos planteos para más adelante”.

    Juan Grabois.
    Juan Grabois.

    CAPITAL FEDERAL (ANDigital) El líder nacional del Frente Patria Grande, Juan Grabois, subrayó el rol de su fuerza en el gran armado opositor con Cristina Fernández de Kirchner como referencia.

    “Nuestra militancia proviene de las luchas sectoriales territoriales. Más de un tercio de los militantes son de las barriadas, y en la combinación con el movimiento estudiantil y el movimiento feminista es una buena mezcla. Espero que mantenga una independencia muy fuerte de las estructuras políticas tradicionales y que no aparezcamos aplaudiendo acríticamente lo que diga Cristina o cualquiera”, analizó.

    En una extensa entrevista publicada este domingo en el diario Perfil, el dirigente social subrayó que “es así porque nosotros no somos kirchneristas. Coincidimos en algunos postulados, por ejemplo, lo que da el nombre al frente que es el tema de la patria grande, la idea de que la Argentina tiene que integrarse con su región y desde ahí tener una política multipolar, que no es ni alinearse con los rusos, ni con los chinos, ni con los norteamericanos, sino que es tener una política de bloque que permita negociar de manera conjunta e ir hacia un unionismo latinoamericano cada vez más fuerte. Sin eso, la Argentina no tiene futuro”.

    “Queremos conformar lo que se viene llamando el Frente Patriótico, que es una coalición con Unidad Ciudadana, que son seis partidos, con el Partido Justicialista, con algunos partidos que no están en Unidad Ciudadana, como el Partido Intransigente, por ejemplo, con Proyecto Sur y Unidad Popular, que son dos partidos que nunca estuvieron en ese espacio. Y esa gran coalición que lleve como candidata a presidenta a Cristina o que vaya a unas PASO, que es una posibilidad también. Una gran coalición abiertamente opositora a lo que Mauricio Macri expresa en términos de política económica, de alineamiento internacional, de planteo cultural”.

    Luego reconoció que Cristina “perfectamente” podría competir en las primarias contra Sergio Massa o Felipe Solá. “Obviamente, si hay acuerdo, mejor. Pero si no hay acuerdo, las PASO son un mecanismo”, alegó.
    En cuanto a su concepto de “reivindicación crítica” de la expresidenta, indicó que tiene que ver con “algunas políticas que se concretaron”.

    “Hoy la Argentina no estalla por los aires porque hay una red de seguridad social muy amplia que el Gobierno heredó de Cristina, que es, básicamente, la AUH y la inclusión jubilatoria, que permite que el 90 % de los hogares humildes tengan poquito, pero algo. No estamos de acuerdo con la explotación de hidrocarburos mediante la técnica de fracking”.

    Luego admitió estar “a la izquierda del kirchnerismo” y lo justificó: “hay que hacer una reforma agraria, y no sé si el kirchnerismo está de acuerdo con eso. Implica que cualquiera que tenga más de 10 mil hectáreas tiene que subdividir y hay que buscar un proyecto agrario, donde nadie tenga una cantidad excesiva. Eso se hizo en Europa, se hizo en un montón de países y no fue ninguna tragedia”.

    “Tengo un montón de convicciones que no sé si coinciden o empalman con las del kirchnerismo. Será una etapa de alianza en las cosas que estamos de acuerdo y en la que tendremos que relegar algunos planteos para más adelante”, matizó.

    También recalcó que “no hacemos esto para que nos den un cargo. Seguiremos peleando en el territorio, en la cooperativa, lo que no tenemos que perder es nuestra capacidad de interpelar al poder; si no, no servimos para nada, nos asimilamos a lo que no queremos ser. Siempre me gustó estar del lado del que no tiene poder”.

    “No sé si voy a estar tan contento con Cristina cuando ella lo tenga. A mí me gusta la Cristina que enfrenta a las corporaciones de verdad, no discursivamente”, cerró Juan Grabois.

    Finalmente consideró que “en este momento” no hay lugar para “una tercera vía”. Además, exclamó: “no quiero una tercera vía que se subordine a los intereses de Arcor y de Techint. Quiero que tenga la máxima eficiencia en la defensa de los intereses de las mayorías populares, que no son sólo los pobres. Incluye los intereses de Techint y los de Wall Street, pero priorizando los intereses de las mayorías, y lo más cercano a eso es Cristina. ¿Se puede mejorar? Sí, pero va a llevar mucho tiempo”. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales