17 Nov. 2019 | 16:47
17 Nov. 2019 | 16:47
Opinión

De abajo hacia arriba (Parte II)

  •   |  
  • Tras la trompada de realidad que fue para Cambiemos el resultado de las PASO, el autor refuerza su postura crítica hacia Macri y su equipo de gobierno. "Embustero consuetudinario" y "fiasco", son tan solo dos de los epítetos utilizados en el actual texto, que tuvo su primera (y hoy reveladora) parte en mayo de 2016.

    El mejor equipo de los últimos 50 años que nunca fue y ya no lo será
    El mejor equipo de los últimos 50 años que nunca fue y ya no lo será

     

    “Después de mí, el diluvio”
    Luis XV, rey de Francia (1710-1774)

    El miedo. Es un sentimiento de inquietud por un peligro real o imaginario. Esta antigua definición viene de perillas para describir la situación del Gobierno, las clases media y baja. Las clases citadas están sufriendo la más grande reducción de sus ingresos, en simultáneo con el riesgo de perder el trabajo para unos, como la destrucción o pérdida del capital para los pequeños y medianos emprendedores (PyMEs) que están en la incertidumbre.

    La vida te da sorpresas. El 29 de abril de 2016, las bases presionaron a los conductores de la CGT por una participación más activa en la defensa de los derechos de los trabajadores, de la industria nacional y en contra de la desocupación. Aun así, la conducción se mostró remisa en sus acciones, pero la presión ascendente se fue percibiendo cada vez más. Hasta hacer eclosión en diciembre de 2017 con el intento del Gobierno de una reforma previsional. A partir de ese momento, el disconformismo fue “in crescendo” en simultáneo con la devaluación, la fuga de capitales, el aumento de la deuda externa, la desocupación y el hambre.

    La corte de adulones y alcahuetes. Asombrosa la cantidad de periodistas oficialistas que, con una habilidad indigna de panqueques, se dieron vuelta. “Recién” se percataron que no habían observado con detenimiento la realidad. ¡Qué notable! Estaban ocupados en adular al presi Mau. Mientras, en silencio, los sectores medios y bajos acumulaban presión ante la indiferencia de la élite gobernante. Se parecen a los “correveidile” de Enrique VIII. Mucha soberbia y desprecio hacia las clases media y baja. Otra demostración de la tilinguería de quienes fueron a las universidades privadas.

    Pedir más esfuerzo. Nuevas exhortaciones a los ciudadanos a esforzarse más, ya que este es “el único camino”. Desvergonzada mentira, para llegar a Roma, todos los caminos son válidos. Los alimentos por las nubes, el engañapichanga de eliminar el IVA (algo que demostró que no funciona, ya que se viene un aumento de un 16 % para ese rubro). La baja calidad de la comida de los merenderos y comedores, solo llenan la panza. El faltante de proteína es crítico y los efectos de tal carencia lo veremos recién en unos diez años. El raquitismo y un coeficiente intelectual bajo serán las “consecuencias irreversibles” para esos ciudadanos.

    Mentiras. Embustero consuetudinario ha demostrado ser el actual primer mandatario. El mejor equipo ha demostrado ser el peor. La transformación prometida fue un fiasco. La vuelta al FMI otro de los tantos fracasos. El país no produce, ha logrado reducir casi a la nada a nuestra industria con la apertura indiscriminada de las importaciones. Los ciudadanos han sido demasiado tolerantes. Toda transformación lenta conduce al éxito, y la rápida al fracaso. Tal lo que estamos viviendo.

    Causas y Justicia. Más allá de ilícitos ciertos cometidos en el gobierno anterior, las causa armadas van cayendo una a una y aparecen otras cometidas durante la actual gestión. Es notable la estupidez manifiesta debido a no respetar ninguna norma legal o ética. Eran los que venían a curar todos los males. Su codicia ha superado todos los límites imaginables. Se creyeron que podían hacer todo sin mayores problemas. Brutos en el proceder, apenas delincuentes comunes disfrazados de niños bien, sin linaje patricio. Están haciendo agua por todos lados.

    Lo que vendrá. Ya no les creen ni los de afuera, vaticinan su caída y después desfilar por los tribunales en donde muchos terminarán a la sombra. Mauri está en situación de alto riesgo. Pero atención, los ciudadanos estamos hartos de tantas mentiras, lo cual es una seria advertencia para los que entren en diciembre. Que no fallen porque muchos podrían arrepentirse. Estamos a un tris de hacer tronar el escarmiento. Y esta vez sí tendremos una pesada herencia luego de la paliza de las elecciones de octubre. Ud. ciudadano, ¿qué piensa?

    Nota del editor: La primera parte de esta columna fue publicada el 18 de mayo de 2016, y todos los sucesos anticipados en ella se fueron aconteciendo con el paso del tiempo hasta esta segunda y final parte.

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales