20 Sep. 2021 | 10:57
20 Sep. 2021 | 10:57
Entrevista

“Es como si debiera haber un formato de víctima aceptable y si no, sos provocadora”

  •   |  
  • Así lo advierte Vanesa González, protagonista de “Jauría”, valiosa pieza de teatro documental sobre el juicio por un caso de violación grupal que agitó las aguas en España. Se presenta este sábado en el Coliseo Podestá de La Plata.

    Una obra de Jordi Casanovas, dirigida por Nelson Valente.
    Una obra de Jordi Casanovas, dirigida por Nelson Valente.

    LA PLATA-BUENOS AIRES (ANDigital) En el marco de su gira por el Gran Buenos Aires, recala en La Plata la obra Jauría, perturbadora pieza de teatro documental de Jordi Casanovas, dirigida por Nelson Valente. La cita es este sábado 4 de septiembre, a las 21, en el tablado del Coliseo Podestá.

    Madrugada del 7 de julio de 2016. Fiestas de San Fermín. Ellos son cinco. Son “La manada”. El más joven y miembro más reciente debe pasar por su rito de iniciación. Tras cruzarse con una chica en el centro de Pamplona, se ofrecen para acompañarla a su auto, estacionado en las afueras de la ciudad. Sin embargo, en el camino, uno de ellos logra acceder al palier de un edificio y llama al resto. Toman a la joven y la meten dentro.

    La obra fundamenta su dramaturgia alrededor de hechos reales. Jauría – estrenada en Madrid en 2019 – es un montaje alrededor del juicio a los cinco integrantes de “La Manada” por una violación grupal.

    En esta versión argentina, se cuenta con la actuación de Vanesa González, Martín Slipak, Gustavo Pardi, Gastón Cocchiarale, Lucas Crespi y Julián Ponce Campos.

    “Conocía el caso, pero no el detalle de las formas. Me fui enterando con el guion, es un libro muy valioso, no está ficcionado y se fue estructurando con los testimonios. Tampoco se pretende contar cómo fueron los hechos, si no que el objetivo es darles voz a los testimonios reales, a los puntos suspensivos y a las pausas”, reseña González en diálogo con ANDigital.

    La protagonista pondera además la “riqueza” de este texto, evidenciado en el hecho de poder “actuar un documento”. Dice asimismo que “trata de ser lo más objetivo posible, tarea muy difícil, pero ese fue el planteo de Nelson Valente. Opinarlo lo menos posible, que la propuesta no sea bajar línea, ni pretender enseñar nada, para llegar a revisarnos un poco más”.

    Vale mencionar que esta obra fue creada a partir de las transcripciones del resonante juicio que tuvo lugar entre 2017 y 2019 con fragmentos de las declaraciones de acusados y denunciante publicadas en varios medios de comunicación.

    Una ficción documental que nos permite viajar dentro de la mente de víctima y victimarios. Un juicio en el que la denunciante es revictimizada y obligada a dar más detalles de su intimidad que los propios denunciados. Un caso que sacudió el concepto de masculinidad, de consentimiento y de agresión sexual de nuestra sociedad. Un juicio que marca un antes y un después.

    Justamente sobre estos aspectos, la intérprete pone de relieve que “fue un caso con muchas particularidades. Ella tomó una postura que fue la no esperada para los medios y la sociedad. Lo que deja en evidencia que se sigue poniendo la lupa en la víctima y el ataque quedó en segundo lugar. Es algo terrible que no deja de pasar, que evita que avancemos”.

    “Se la juzgó mucho por ejemplo por irse a la playa o por no haber estado destrozada en el juicio o no recordar dolor. Por ser honesta con cosas que le pasaban por la mente post violación. Se la hostigó y revictimizó”, refuerza la actriz formada con Lito Cruz y autora de Así de perras.

    Y sentencia: “Es como si debiera haber un formato de víctima aceptable, si no, sos provocadora”.

    “Más allá que el tema te atraviese, actuar y dar cuenta de algo que deseamos hablar y nos parece urgente es algo muy fuerte. Cuando se juntan estos factores, trae aparejada la vitalidad, por más que en este caso sea un tema fatal”, asevera González.

    Finalmente, en tren de echar por tierra las facetas reaccionarias que siguen gozando de buena salud en parte de la sociedad, Vanesa considera que “el terreno más fértil” para el cambio está “en las nuevas generaciones”.

    “Nacen con otro chip, otra lucha, otra carga. Los niños van tomando forma de la sociedad por medio de los padres y madres. Y las nuevas generaciones van teniendo otro tipo de madres y padres y se van naturalizando cosas que tienen que ver con lo sano, es muy valioso. Por suerte hay alto nivel de susceptibilidad con algunas cosas, que también hacen crecer en pos de un cambio radical en muchas cosas”, cierra.

    Mientras avanza la gira del Gran Buenos Aires, Jauría continúa con su temporada regular los domingos a las 18 horas en la Sala Picadero del Pasaje Santos Discépolo, a pasos de Corrientes y Callao.

    Para la función del sábado 4 en La Plata, las entradas están a la venta por Plateanet y en la boletería de la sala, calle 10 N° entre 46 y 47, todos los días, de 10 a 20 horas. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales