24 Jan. 2021 | 09:09
24 Jan. 2021 | 09:09
Un problema más

La Agencia de Seguridad Vial busca suspender la licencia de conducir del marido de Píparo

  •   |  
  • Así lo hizo saber a través de un comunicado. En la madrugada del 1 de enero pasado, Juan Ignacio Buzali atropelló a dos jóvenes en moto y los abandonó malheridos. Los detalles.

    Buzali, luego de ser detenido.
    Buzali, luego de ser detenido.

    CIUDAD DE BUENOS AIRES (ANDigital) La Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) pedirá la inhabilitación y suspensión de la licencia de conducir de Juan Ignacio Buzali, esposo de la diputada bonaerense Carolina Píparo, quien está detenido e imputado por el delito de “doble homicidio en grado de tentativa”, tras atropellar, arrastrar varias cuadras la moto y abandonar sin asistir a dos motociclistas, para finalmente darse a la fuga en la madrugada del viernes 1 de enero pasado en La Plata.

    En el escape del lugar, Buzali y Píparo –quien viajaba como acompañante– no mostraron ningún interés en prestar asistencia a las víctimas, que quedaron tendidas en la acera.

    El pedido de inhabilitación realizado por la ANSV se da en el marco de haber sido aceptada como “amicus curiae” por la UFI Nº 17 del Departamento Judicial La Plata, a cargo de la fiscal María Eugenia Di Lorenzo, para “asistir a la Justicia y compartir conocimientos y experiencias adquiridas como máxima autoridad en materia de tránsito, poniendo a disposición recursos jurídicos, técnicos y/o científicos”, tal y como reza un comunicado difundido en tal sentido.

    El objetivo de esta colaboración de la ANSV con la Justicia es “lograr sacar de las calles a los conductores irresponsables que ponen en peligro la vida de personas inocentes”, tal y como reza la mencionada información oficial.

    En la madrugada del viernes 1 de enero el auto Fiat 500L del matrimonio Buzali-Píparo embistió a Luis Lavalle, de 23 años, y a Iván, de apenas 17 años, en las calles 21 y 40 de La Plata: ellos quedaron tendidos en la calle y la moto enganchada en el paragolpes, que fue arrastrada por más de 300 metros.

    Los jóvenes, que jamás fueron asistidos por ambos, debieron ser hospitalizados por la gravedad de las lesiones, ya que a Lavalle debieron darle puntos de sutura en la cabeza a raíz del corte que le produjo el fuerte golpe de la caída del vehículo.

    Como si todo esto fuera poco, en la huída chocaron a otros 2 vehículos estacionados, y existe una fuerte sospecha de que ambos se encontraban bajo los efectos nocivos del consumo desmedido de alcohol –ello de acuerdo a dichos de policías que se encontraban en la Comisaría cuando ambos radicaron una denuncia por un robo previo a las colisiones–.

    Sin embargo, ninguno de los dos fue sometido a un test de alcoholemia y la extracción de sangre fue realizado varias horas después del incidente de tránsito, aunque los resultados aún se des conocen. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales